TE QUIERO

Hoy me siento realmente inspirada para hablar de la soledad. Estoy realizando un trabajo de Luis Cernuda y quiero hablar en él sobre su soledad.


La soledad

” (…) Entre los otros y tú, entre el amor y tú, entre la vida y tú está la soledad. Mas esa soledad, que de todos te separa, no te apena ¿Por qué habría de apenarte? Cuenta hecha con todo, con la tierra, con la tradición, con los hombres, a ninguno debes tanto como a la soledad. Poco o mucho lo que tú seas, a ella se lo debes.
De niño, cuando a la noche veías el cielo, cuyas estrellas semejaban miradas amigas llenando la oscuridad de misteriosa simpatía, la vastedad de los espacios no te arredraba, sino al contrario, te suspendía en embeleso confiado. Allá entre las constelaciones brillaba la tuya, clara como el agua, luciente como el carbón que es el diamante: la constelación de la soledad, invisible para tantos, evidente y benéfica para algunos, entre los cuales has tenido la suerte de contarte.”
 

Ocnos, Luis Cernuda Bidón

Me encanta esta reflexión sobre la soledad, es una manera tan impecable de ver la soledad, es simplemente preciosa.

Tengo que admitir que siento mucha intriga por conocer a gente que no le desagrade la soledad, pues la gran mayoría de personas que conozco la temen.

No entiendo por que temen la soledad, pues en mayor o menor medida depende de uno mismo vivir una soledad agónica o una soledad idílica, y quieren sentir amor, pues este es más fácil haga daño ya que es imposible controlar este sentimiento.

Las personas son las que nos hacen daño, las que nos hacen sufrir, las que nos hacen querer vivir en soledad, pero también nos llenan de satisfacción, alegría, y todo un conjunto que nos enriquece haciéndonos más fuertes más sabios, haciéndonos poco a poco a nosotros mismo.

Opino que no se debería de ver la soledad como algo tan terrorífico ya que yo creo que es totalmente necesaria en ciertos momentos de reflexión, tristeza, felicidad o simplemente a veces no hay con quien estar y es más fácil acostumbrarse a ella, olvidar la necesidad de compañía.

Tanto el amor como la soledad pueden hacer daño suficiente como para matar mil titanes, pero la gracia de la vida, de ganar experiencia y sabiduría sirve para saber cuanto necesitas a cada una y cuanto darías por ellas.

Si queréis saber más de Cernuda: https://elcultural.com/blogs/entre-clasicos/2015/11/la-soledad-poblada-de-luis-cernuda/ y http://www.tierradenadie.de/archivo/literatura/cernuda/cernudatemas.htm

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s